Compartir

La Comunidad de Madrid ha aprobado un gasto  conjunto de más de 2,1 millones de euros para prorrogar los contratos de  atención a personas mayores dependientes en dos residencias y centros de día, ubicadas en el distrito de Fuencarral y en la localidad de Leganés, que suman  un total de 545 plazas.  

En ambos casos, las prórrogas autorizadas por el Consejo de Gobierno -que  estarán vigentes entre el 1 de marzo y el 31 de mayo- permiten garantizar la  continuidad de los servicios hasta que se adjudiquen los nuevos contratos de  gestión, actualmente en proceso de licitación. 

La primera de estas prórrogas, por 1.074.539 euros, se refiere al contrato de  gestión en la modalidad de concesión del centro de atención a mayores  dependientes Mirasierra, cuyo titular es la Comunidad. Ofrece un total de 265  plazas, 220 en residencia de mayores y las 45 restantes en centro de día.  

Por su parte, el otro contrato prorrogado mantiene hasta finales de mayo la  actividad de las 280 plazas del centro de atención a personas mayores  dependientes Parque de los Frailes de Leganés, integrado por una residencia de  mayores (220 plazas), un centro de día (40 plazas) y un centro de día enfocado  al respiro familiar de fines de semana con 20 plazas. El importe de esta prórroga  de tres meses es de 1.042.410 euros. 

Las residencias de mayores ofrecen alojamiento y atención a mayores  dependientes que precisan asistencia continuada en la realización de las  actividades de la vida diaria, mientras que los centros de día son recursos  especializados de carácter socio-rehabilitador y estancia diurna para mayores  con autonomía reducida. Ambos recursos atienden a mayores dependientes de  más de 60 años, edad que se reduce a 55 años en caso de que estén afectados  por la enfermedad de Alzheimer.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here