Compartir

Agentes de la Guardia Civil, pertenecientes al Servicio de Rescate e Intervención en Montaña de Navacerrada, lograban el pasado domingo localizar y evacuar a una persona que se había perdido  cuando se encontraba haciendo una ruta de senderismo hacia el Collado de la Gargantilla (Ávila).

Sobre las 21 horas del pasado sábado, se tenía conocimiento a través de una llamada que entraba en la Central Operativa en Servicio de Castilla y León, donde ponían en conocimiento que un senderista se encontraba en un refugio sin luz,  sin vestuario adecuado, sin alimentos y agua para pasar la fría noche  en el refugio Cueva Valiente  de Peguerinos (Ávila).

Inmediatamente, se activó  a  componentes del Servicio de Rescate e Intervención en Montaña de Navacerrada, quienes se desplazaron al camping donde el senderista había estacionado su vehículo, dirigiéndose a pie hacia el refugio donde se encontraba el hombre.

El acceso  fue muy complicado y lento debido a la fuerte ventisca, con  acumulaciones de nieve que superaban el metro y medio, y con  unas temperaturas que no subían de los menos diez grados. Pasadas las 4 de la mañana, y con muy poca visibilidad se consiguió  localizar al senderista en el citado refugio  con la ropa completamente mojada y con signos evidentes de agotamiento e hipotermia.

Ante tal situación los agentes le suministraron bebida caliente, vestuario seco y le acondicionaron el lugar para pasar la noche, iniciando el camino de descenso a las 8 de la mañana,  puesto que no era posible hacer uso del servicio aéreo por las condiciones climatológicas tan adversas que les acompañaban.

Tras seis horas caminando bajo la tormenta de nieve con el senderista, se consiguió llegar hasta el camping donde  tenía aparcado su vehículo.

El senderista es un hombre de 58 años de edad y vecino de Madrid, que se había desorientado cuando se encontraba haciendo una ruta a pie  desde el camping Valle de Enmedio hasta el collado de la Gargantilla, con  más de 1640 metros de altitud.

Deja un comentario