Compartir

En total, 1.482.891 euros. Correspondientes a diversos programas de subvenciones desde el año 2000, de los cuales aproximadamente la mitad están prescritos desde que el Pleno aprobó renunciar a los derechos de cobro anteriores al año 2004. Ésta es la deuda que la Comunidad de Madrid mantiene con el Ayuntamiento de Aranjuez, a la que se añadiría lo pendiente de ejecutar por el anterior Plan Prisma (2008-2015) más el impacto de otros muchos convenios lesivos como la tasa de protección de incendios, el bus urbano o los planes de Inserción Laboral a parados de larga duración.

El grupo político, Aranjuez Ahora, exige a la Comunidad de Madrid que cumpla de manera «escrupulosa y con rigor los compromisos adquiridos con los entes locales» a los que, en vez de ayudar en su crónica insuficiencia financiera, promete unas expectativas de ingresos que luego no se cumplen. Así está sucediendo, por ejemplo, en Aranjuez, municipio en el que quedaban pendientes de cobro a finales de 2016 un total de 1.482.891 euros correspondientes a diversos programas de subvenciones desde el año 2000. Las partidas más voluminosas corresponden a importes de convenios de Servicios Sociales, programas de ayuda a la Mujer, gestión de escuelas infantiles y subvenciones deportivas.

Tal y como se reseña en el primer párrafo, de este importe, aproximadamente la mitad queda prescrito, y se renunciará a su cobro, tras el reciente acuerdo plenario que, conforme exige normativa de Haciendas Locales, ha declarado incobrables deudas anteriores a 2004.

Una noticia muy negativa para las arcas municipales, que tienen en la Comunidad de Madrid una de sus principales fuentes de financiación; con esos ingresos no efectuados el Ayuntamiento de Aranjuez podría casi haber costeado un año de suministro de luz o agua. Más en concreto, con los 340.000 euros pendientes de cobro en convenios de Servicios Sociales podrían establecerse ayudas domiciliarias en nuestra ciudad durante dos años.

Esos derechos de cobro no ejercidos no cuentan lo que todavía hay pendiente de Plan Prisma de años anteriores. Alrededor de 2 millones de euros en obras pendientes de ejecutar en Aranjuez han quedado fuera del anterior programa regional de inversiones, lo que deja cojo, incompleto, un programa inversor que debería mejorar espacios públicos ribereños que lo necesitan

Deja un comentario