Compartir

Durante más de quince años Griñón ha permitido conexiones y puenteos irregulares a Iberdrola en instalaciones municipales.

Tal y cómo informábamos la pasada semana, el Ayuntamiento de Griñón está regularizando las instalaciones y suministros que el municipio tenía desatendidas, y en situación ilegal, desde hace más de quince años. Según José María Porras «estamos estudiando nuevos puntos que aún siguen sin regular y fuera de normativa«.

A los más de doscientos cincuenta enganches irregulares de agua potable procedente del Canal de Isabel II, se suman ahora las más de ochenta instalaciones eléctricas que se mantenían sin ser homologadas y en muchos casos con una potencia superior a la necesitada.

El actual consistorio ha realizado una inversión de 200.000 euros para legalizar todos los cuadros de luz del municipio, y adecuar las potencias según las necesidades de cada infraestructura. El caso concreto del campo de fútbol municipal ‘La mina’, dónde se estaba pagando por 180 Kw y se estaban usando tan sólo 60 Kw. Pero, también algunas de las urbanizaciones de la localidad, donde agua y luz estaban totalmente fuera de cualquier control, con conexiones y puenteos irregulares cómo en otros muchos lugares. Estas actuaciones pueden suponerle al Ayuntamiento de Griñón un ahorro de 80.000 euros anuales.

El alcalde nos comentaba que “ningún cuadro eléctrico de la localidad había pasado una inspección técnica por los Organismos de Control Autorizados (OCA) que realiza el ministerio de Industria”. Para ello Griñón ha tenido que contratar, mediante concurso resuelto en 2016, los servicios de la empresa Elecnor que está siendo la encargada de poner a punto las instalaciones.

Deja un comentario