Compartir

Las reservas de agua almacenadas en los embalses gestionados por Canal de Isabel II cerraron el mes de agosto en el 82 % de su capacidad total, un dato que supera en más de 15 puntos la media registrada para estas fechas durante los últimos 20 años y en 16 al volumen embalsado en las mismas fechas del año pasado, cuando los embalses estaban alrededor del 66 % de su capacidad máxima. Este es el dato más alto de los registrados durante los últimos 25 años.

Así pues, como en los meses anteriores, la situación hidrológica en la Comunidad de Madrid es buena, tras un inicio de año con valores por debajo de la media. Los meses de marzo y abril, ambos con precipitaciones muy superiores a las de la media histórica, hicieron subir los niveles de los embalses, y han seguido haciéndolo hasta el 15 de junio.

Gracias a las aportaciones recibidas durante los meses de marzo y abril, las aportaciones recogidas desde el inicio del año hidrológico, el 1 de octubre, se sitúan en el entorno de la media histórica, y los embalses, que llegaron a estar a finales de febrero 18 puntos por debajo de los valores medios, alrededor del 50 % de su capacidad máxima, están ahora muy por encima de la media.

Además, tras un comienzo de año hidrológico con un consumo acumulado de agua que llegó a ser, en noviembre, un 5,1 % más alto que el año anterior, el dato se ha recuperado y desde febrero y hasta finalizar el mes de julio, cada mes fue menor que el mismo periodo del año anterior. Este mes de agosto, incluso con temperaturas más altas que el año pasado y ausencia de precipitaciones, el consumo ha sido igual que el del mes de agosto de 2017, con algo más de 48 hectómetros cúbicos de agua.

Deja un comentario