Compartir

Una vez más, y van ya tres desde 2016, el Ayuntamiento de Parla vuelve a desarrollar una campaña informativa y de concienciación recordando a los vecinos y vecinas que tienen perros la obligatoriedad de recoger sus excrementos y vigilar que no orinen ni en fachadas, ni en mobiliario urbano ni fuera de las zonas no autorizadas. En caso de incumplir la normativa vigente, las sanciones pueden ser de hasta 750 euros.

Con la llegada del verano y el calor extremo, desde el Consistorio han visto necesario intensificar una vez más la concienciación ciudadana, dado que, tal y como ha explicado la concejala de Medio Ambiente, María Jesús Fúnez, “tanto los excrementos de los perros como sus orines ocasionan problemas de convivencia y pueden incluso crear serios problemas de salud. Los malos olores y la mala imagen que dan algunas zonas se han convertido en un problema que afecta a todos los vecinos, algo que se agrava en estos días que se pasa más tiempo en la calle”.

 ahora se repartirán en mano 2.000 decálogos informativos en las áreas caninas

2.000 decálogos para una nueva campaña “boca a boca” en las áreas caninas

La nueva campaña de concienciación, que se desarrolla con el lema “Él tiene que hacerlo. Tú recogerlo”, busca una mayor proximidad con los ciudadanos, y para ello se ha reforzado la misma tanto con cartelería de gran formato (mupis) como con carteles de tamaño medio repartidos en expositores viarios y en dependencias municipales. Según Fúnez: “Además de toda esta cartelería, que lleva fijándose periódicamente desde enero de este mismo año, hemos decido acercarnos a los propietarios de los perros para que comprendan la importancia de su colaboración. Va a ser prácticamente una campaña boca a boca”.

“Para ello, tres monitores ambientales contratados por el Ayuntamiento gracias al Programa de Reactivación e Inserción Laboral, subvencionado por la Comunidad de Madrid, acudirán a las áreas caninas de Parla para informar a los dueños de los perros sobre las responsabilidades que implica la tenencia de mascotas y repartirán en mano 2.000 decálogos informativos para que conozcan sus obligaciones”, ha apostillado la edil de Medio Ambiente.

Más de 75 expendedores de bolsitas para excrementos caninos

Aunque es obligación de los propietarios de los canes llevar una bolsa para recoger los excrementos de sus animales, el Ayuntamiento ha instalado ya 27 dispensadores de bolsas distribuidos en los parques y áreas caninas de la ciudad. Próximamente procederán a colocar 50 dispensadores más en la vía pública, para que los dueños de mascotas las tengan más cerca por si las necesitasen.

 

El incumplimiento de esta obligación supone multas de hasta 750 euros

En el caso del citado artículo 152, su incumplimiento es considerado una infracción leve que conlleva una sanción de hasta 750 euros. De ello también informa el Bando porque a partir de este lunes 22 de enero, Policía Local volverá a intensificar la vigilancia para imponer sanciones a aquellos ciudadanos que infrinjan la citada normativa.

Las patrullas de Policía de Barrio y agentes de paisano vigilarán a aquellos vecinos de Parla que permiten que sus perros defequen u orinen en la vía pública y no recogen después sus excrementos. Lo harán en todos los turnos, mañana, tarde y noche, prestando especial atención a las zonas de uso peatonal, interbloques, parques y jardines, y denunciando las infracciones que observen.

Deja un comentario