Compartir

Cuando se inventa un producto o un procedimiento, cualquier persona  puede patentarlo y registrarlo con el fin de proteger sus intereses  económicos sobre la explotación y uso del invento.

Para que esto no ocurra existen empresas cuya función es la de actuar como oficina de patentes y marcas y, además de asesorar sobre el procedimiento a seguir, registrar el nuevo invento para que nadie se anticipe y robe la patente.

No es un mundo muy conocido y conviene estar asesorado

Silex IP es una empresa que está especializada en dar servicio a las personas que quieren patentar alguna idea, o lo han hecho ya, y a aquellas que tienen una marca comercial que desean proteger o que van a registrar.

Las personas que se dedican a  inventar y a desarrollar nuevos procedimientos para la industria no  tienen por qué saber cómo funcionan las leyes sobre las patentes, las  cuales no son demasiado conocidas al no ser común que una persona  patente algo a lo largo de su vida.

Por eso, desde el primer momento siempre viene bien estar asesorados por especialistas como los de https://silexip.com/ para que nos guíen y eviten que cometamos errores que nos pueden costar muy caros.

¿Cómo actúan en el caso de las patentes?

Los especialistas de esta empresa comienzan su trabajo con la redacción de la patente en la cual ayudan poniendo  a disposición de sus clientes un equipo de profesionales para que la  patente sea aceptada y evitar posibles problemas legales.

De esta forma, buscan antecedentes en  las patentes, ya que si hay alguno la oficina española que se encarga  de registrarlas pondrá objeciones y será difícil poder llegar a culminar  el proceso.

También se hace un examen del riesgo  de infracción, puesto que en este mundo las líneas que separan un nuevo  proceso de la copia de otro ya existente son muy delgadas y eso supone  demandas millonarias que hay que evitar a toda costa.

Para la tramitación de la patente los  especialistas de Silex IP también están ahí, de manera que la presentan  en la oficina española, en la europea y además tienen despachos  colaboradores por todo el mundo que la pueden tramitar en cualquier  país.

El registro de las marcas es algo más sencillo

En el caso del registro de marcas el  procedimiento no es tan complicado, pero de igual forma conviene contar  con los servicios de un especialista como los que trabajan en Silex IP.

Uno de los mayores problemas es comprobar que no hay ninguna marca similar en las bases de datos, ya que no basta con que la marca que vamos a registrar sea única, puesto que no debe parecerse a las que ya están registradas.

Por desconocimiento, y se han dado  casos, se puede registrar una que tenga similitudes con otra en  cualquier otro país y tras meses o años trabajándola nos la pueden  reclamar, quedándonos sin ella.

Esto se evita estando bien  asesorados, ya que se aseguran de que la marca que vamos a registrar no  presente ningún riesgo a nivel legal.

No hay demasiada información  alrededor de las patentes y el registro de marcas, por lo que lo normal  es tener un gran desconocimiento sobre los procesos de registro. Esto  nos puede ocasionar problemas si queremos registrar cualquiera de ellas,  de modo que conviene que nos acompañe un equipo de especialistas.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here