Compartir

El Hospital General Universitario Gregorio Marañón de la Comunidad de Madrid estrena una nueva área de Hemodinámica Infantil con la última tecnología disponible, que ha permitido crear una de las primeras salas híbridas o quirofanizadas en Europa dedicadas al tratamiento de las cardiopatías congénitas en niños. El consejero de Sanidad en funciones, Enrique Ruiz Escudero, ha visitado hoy esta nueva sala.

El Área del Corazón Infantil acoge esta nueva instalación híbrida que reúne todas las condiciones para convertirse en un quirófano de cirugía cardiaca si fuera necesario. Esto permite realizar intervenciones mediante cirugía extracorpórea para resolver una complicación durante el cateterismo, o bien plantear procedimientos híbridos, en los cuales los cirujanos e intervencionistas hacen un abordaje combinado de la patología cardiaca. El cirujano habilita accesos que no se pueden conseguir por punción, o expone partes del corazón para que se puedan implantar dispositivos de cierre, stents o dilatar estenosis valvulares de forma directa.

Para ello, la sala dispone de una mesa quirúrgica, con las mismas prestaciones que tienen las mesas de quirófano, lámparas quirúrgicas, así como una mayor superficie de trabajo en la que pueden intervenir de forma simultanea los distintos profesionales. La esterilidad está garantizada por un circuito de presión positiva con flujo laminar, y filtros EPA, que minimizan el riesgo de infecciones sobre una cirugía abierta.

Deja un comentario