Compartir

El marketing digital se ha ido transformando incluso de forma conceptual desde que los primeros negocios comenzaron a publicitarse en Internet. A comienzos de los años noventa, cuando se empezaba a popularizar el uso de la red, los más innovadores ya veían en el pago por clic una forma de negocio, mucho más rudimentario que ahora, sin algoritmos inteligentes, sin millones de usuarios ni el uso de técnicas como el clickbait. Pero ya eran los albores de un mercado que cambiaría para siempre y que nunca dejaría de hacerlo.

Porque en la publicidad y el marketing, la renovación es el factor más importante si se quiere lograr el éxito. Ver a los competidores e imitarles no es una opción, hay que superarlos, ser más atrevidos, conseguir captar la atención de una audiencia cada vez más difícil con técnicas que impacten. Y en un sector tan cambiante e inestable, es normal que los propios profesionales hayan evolucionado hacia la fórmula del constante aprendizaje. De tal forma, que los principales eventos de marketing digital del mundo marcan un punto de inflexión. La celebración de un congreso digital en Madrid, como es OMExpo, hace que las agencias hagan gala de sus mejores armas y salgan a la palestra dispuestas a aprender, a conocer las novedades de otros y a crear sinergias.

OMExpo, congreso digital dedicado al marketing

El congreso digital OMExpo se celebra el 25 y 26 de abril en Madrid. Durante dos días, se podrán escuchar las ponencias de los expertos y hacer networking con las mejores empresas a nivel europeo. Las conferencias y debates estarán enfocados a los casos de éxito en la industria del marketing digital, el eCommerce, la transformación constante que se viven en las compañías del sector o las herramientas más innovadoras aplicadas al ámbito de la publicidad online.

Es uno de los eventos de marketing más importantes de España y en su anterior edición de 2017 ya hubo más de 8.000 asistentes y 140 empresas presentes para poner en común sus experiencias.

Y es que la nueva frontera del marketing, tras todos estos años de evolución, es la de la colaboración. Las marcas y agencias comprenden, sobre todo tras el fenómeno de las redes sociales en los últimos años, que no pueden evitar que un usuario vea, busque y compare. Por esto, cada vez más se tiende a tender puentes entre ellas, buscando el éxito a través del apoyo y acuerdos en lugar  de la pura competencia.

 

Efemérides sobre el marketing digital y su evolución

En apenas treinta años se han vivido varias revoluciones digitales. Cada vez son más frecuentes y más cortas por la rápida evolución de la tecnología:

  • En los años noventa, los primeros pagos por clic y las noticias a través de mensajes de texto suponían un gran avance.
  • A comienzos de los años 2000, la aparición de Google AdWords abrió una nueva puerta a la publicidad online y el actual gigante comenzaba a crecer. Los popups, tan molestos e ineficaces estos días, eran elementos usados de forma habitual en cualquier página web.
  • A finales de los 2000, las redes sociales comenzaban a hacer mella en los usuarios, cambiando la forma de interlocutar con las empresas para siempre. YouTube y sus anuncios, Twitter y la publicación en tiempo real o Facebook y sus algoritmos de comportamiento supusieron un gran reto para las marcas.
  • En los comienzos de esta década, se hizo popular la viralidad de los contenidos. Cuanto más se hablara de algo en las redes sociales, mejor, independientemente de que un contenido fuera bueno o verdadero.
  • En los últimos años, las apps y el uso de smartphones suponen un nuevo reto de comunicación. Y el nuevo intento de atraer a los usuarios es a través de los llamados influencers, populares en redes sociales por contenidos atrevidos y diferentes.

En definitiva, el marketing digital va siguiendo, como todos los sectores, nuevas modas y corrientes para reinventarse a sí mismo.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here